jueves, 11 de junio de 2015

Consejos para guardar la ropa de invierno

Una tarea muy habitual en muchas casas a estas alturas del año es la de guardar la ropa de invierno de los niños. Seguramente muchas prendas de ropa les seguirán sirviendo el próximo invierno y sino seguro que en algún momento les valdrá a sus hermanos o primos pequeños. Así que es muy importante guardar la ropa adecuadamente para que se conserve en buen estado durante los meses de verano.

Si tienes la suerte de tener un súper armario -o mejor aún varios a tu disposición- no tendrás mucho problema para cambiar la ropa de sitio cada temporada. Pero si lo que no tienes es precisamente eso ESPACIO seguramente te servirán los consejos que hoy te damos para guardar la ropa de invierno.

Consejos para guardar la ropa de invierno de los niños


Revisa su estado
Antes de guardar la ropa debes revisar el estado en el que se encuentra cada prenda de ropa. Si tiene manchas debes lavarla y dejar que seque bien antes de guardarla porque una mancha puede hacerse realmente fuerte si la dejas ahí unos cuantos meses. Y ya no te cuento los olores… Sigue nuestros consejos de Como lavar la ropa de los niños.

No guardes las piezas de ropa que estén muy usadas y en mal estado ni tampoco las que ya no se pueden aprovechar porque no les sirve ni a ellos ni a ningún hermano o primo. Estas últimas son candidatas ideales a la donación ;)

Distribuye y ordena
Para que sea más fácil encontrar lo que buscas el próximo invierno, distribuye la ropa por categorías. Por ejemplo por tipo de prenda (jerseys, pantalones, abrigos, calcetines y medias…), por tallas (de 0-6 meses, de 1-2 años…) o por niño poniendo el nombre de cada uno en cada caja.

Puedes hacer una lista de lo que has guardado y donde. Así te será más fácil y rápido localizar una prenda la próxima temporada.

¡Olvídate de la plancha!
Como lo has leído, mejor no pierdas tiempo planchando ropa cuando la vas a guardar durante una larga temporada. En primer lugar porque puede favorecer la aparición de las temidas manchas amarillentas y por otro lado, seguramente tendrás que plancharla de nuevo e incluso lavarla cuando la vuelvas a usar. Así que ahorra energía para otra actividad.

Dobla la ropa
Procura doblar la ropa de forma que quede el menor número de pliegues posible. Puedes guardar las camisetas, polos y jerseys enrollados como te contamos en el post Como hacer la maleta de los niños. Otra posibilidad es guardar las prendas de ropa completamente estiradas aunque esto puede suponer desperdiciar mucho de tu valioso espacio.

Al doblar la ropa intenta hacerlo por donde menos se vaya a notar la doblez. En el caso de los pantalones dóblalos a lo largo y por las costuras. Los vestidos y camisetas por las mangas, a la altura de los hombros.

Piensa donde guardarás la ropa
Escoge un lugar oscuro y seco para guardar la ropa de invierno evitando así la humedad que puede generar moho en la ropa y la luz que decolora las prendas.

Debajo de la cama o sobre los armarios podría ser un buen sitio. Sin embargo los trasteros y sótanos no suelen ser el lugar ideal para encontrarnos la ropa en buen estado después de una larga temporada.

Puedes usar cajas de cartón para guardar la ropa. Suelen ser bastante baratas y las puedes encontrar de muchas formas y tamaños en función de tu espacio y necesidades.

También pueden servirte las cajas de plástico con tapa hermética que evitan la entrada de suciedad y si tienen ruedas mejor, para moverlas más fácilmente. Además si son transparentes podrás localizar una prenda de ropa rápidamente.

Otra opción son las bolsas de plástico herméticas en las que se puede extraer el aire con una aspiradora. Son perfectas para ahorrar espacio al comprimir la ropa. El inconveniente es que al envasar la ropa al vacío puedes encontrártela más arrugada de lo normal al final del verano.

Y hasta aquí nuestros consejos para guardar la ropa de invierno de los niños ¿nos darías algún consejo más?

jueves, 4 de junio de 2015

Armario de ropa para muñecas DIY

Hoy os traemos una idea que nos ha encantado para hacer un DIY chulísimo con una simple caja de zapatos. Un armario para la ropa de las muñecas ¿que os parece? Ahora que se acercan las vacaciones y los peques empiezan a tener ya las tardes libres podéis poneros con una manualidad tan facilita y resultona como esta. Lo mejor de todo es que seguramente tengáis en casa todos los materiales que se necesitan para hacer este armario de muñecas. Así que no hay excusa para no ponerse ya y además ¡os divertiréis mucho!

Armario de ropa para muñecas DIY


Esto es lo que se necesita para hacer este precioso armario de muñecas:

  • una caja de cartón alargada, puede servir perfectamente una caja de zapatos o similar
  • papeles decorativos
  • un palo de madera o de plástico
  • cartón
  • pegamento

En primer lugar hay que forrar el fondo interior de la caja con el papel de regalo escogido. Recortar a la medida y luego pegarlo con pegamento en barra.



Hacer un agujero en cada lado de la caja y pasar el palo que hará de barra para colgar las perchas.



Cortar dos piezas de cartón para los estantes. Hay que tomar la medida de la caja para hacerlos de la misma profundidad y sólo un poco más ancha que la parte posterior de la caja. De esta forma al presionarlos en la caja, deben encajar cómodamente.



Forrar las dos piezas de cartón con papel. En este caso se ha elegido un papel que imita a madera. A continuación colocar una balda en la parte de arriba del armario y la otra en la parte de abajo.



¡¡Y todo listo!! Solo faltaría hacer las perchas que pueden ser de alambre como las de la imagen.



Ahora ya podéis llenar el armario y ¡¡¡a jugar!!!



Fuente original: rufflesandstuff